Header

Corruptos

Ayer, en ese botellón multitudinario de los Naranjos que me hacía sentir vergüenza de mi generación, me enteré de que cierto alumno de mi antigua universidad se quedó con más de cinco mil euros destinados a la delegación de alumnos. Conozco a la persona y no me sorprende en absoluto. Rastrero y miserable, sus planes de llegar a delegado de la facultad (no hablo necesariamente del año pasado, ni de este) se truncaron cuando no salió ni de delegado de su clase, requisito imprescindible para ascender. Y le imploró a la delegada que renunciase a su cargo nada más ser elegida, y ella, gilipollas (porque no tiene otra palabra) renunció por él. Lo que se dice una bofetada al votante, aunque sólo fuesen diez personas.

Este sujeto logró meterse en las elecciones de delegado de universidad gracias a un fraude electoral, que ya debía haber sido frenado, y su futuro puesto dependía de todos los recién nombrados delegados y subdelegados de Derecho. A mí me pidió el voto, prometiéndome ayudas para solventar los problemas del plan Platón, y yo le respondí que difícilmente podía creerle cuando el año pasado ya había tenido el mismo puesto y no le habíamos visto ni un día por clase. Su respuesta, un enfado. Tres frases fueron suficientes para distanciarnos y no volver a vernos, y por supuesto que mi voto no lo tuvo. Pero sí tuvo el de otros, supongo que llorando como a la delegada de su clase, y acabó en la cúspide del alumnado.
Volviendo al día de ayer, me cuentan que se quedó con todo el dinero destinado a un viaje a Salamanca. Y que amañaba los concursos creativos para que ganasen sus compañeros, concursos en los que yo participé en alguna ocasión. Todavía era más retorcido que eso: premiaba a sus amigos porque a ellos sí se atrevía a darles largas con el premio. Ayer me enteraba por uno que había ganado el de fotografía y nosequé más, que se había quedado sin el premio. No menos repudiable: había hecho trampas con su amigo y luego su amigo le había traicionado. Corruptos. Por cierto: ese especimen está metido en el PP, ascendiendo. Si un día lo veo en las listas por el congreso daré por muerto al partido. Quien roba a nivel universitario no sé de qué es capaz a nivel municipal, autonómico o estatal. Da miedo de pensarlo.

Tengo otros amigos, en otra universidad y carrera, que se acaban de meter en la delegación de alumnos. Lo hicieron con la ilusión de desbancar a los corruptos y lo único que veo es que usan esa filosofía de "si ellos lo hacían, nosotros también". Vaya mierda de mundo. Y como sé que ellos sí van a leer esto, y que no se van a sentir culpables por las cosas que ya les he recriminado, ojalá les sirve de meditación. Ellos lo ven como un juego divertido, yo simplemente lo veo despreciable. En lo grande y en lo pequeño, siempre nos mostramos como somos. Durante los dos años que fui delegado de clase, la clase votó absolutamente todo. Hasta el nivel de acabar hartos de las votaciones. Pero jamás di un paso sin contar con el apoyo de la mayoría. Y creo que nadie se sintió engañado conmigo. En todos los concursos de los que he sido jurado, y eso sido jurando en unos cuantos, jamás he dado el premio a quien no creía firmemente que lo merecía. Y si un amigo participaba, nuestra amistad sólo podía perjudicarle. Uno que está en delegación de alumnos ahora mismo me pidió más de una vez que le diese el premio, que nadie se iba a enterar. Y siempre me negué, rotundamente. Lo digo para que él ahora se acuerde que no todos somos corruptos, por más que él quiera tranquilizar su conciencia. Yo tiro la primera piedra. Tengo la conciencia muy tranquila, y veo cosas cada día más mezquinas.

11 comentarios:

Nazaret dijo...

- Un gram poder conlleva una gran responsabilidad.

- El poder corrompe, y el poder absoluto corrompe absolutamente.

- Dale poder a un hombre y lo conocerás.

A todos nos gusta destacar, que nos digan lo guapísimos que somos y lo bien que lo hacemos. Pero es un arma de doble filo.

Yo no lo quiero.

ConfidentLinarola dijo...

"En lo grande y en lo pequeño, siempre nos mostramos como somos"...

esa grase es la que más me llamó la atención de la entrada, porque del resto siempre hay corrupción en todo lado i como que no me sirve de mucho seguirme quejando o como se dice por ahí "1lorar sobre mojado" me llegó más la frase.. porque sea cual fuere cada decisión que tomemos tiene un trasfondo, i si hay quien prefiere irse por el lado chueco... que sepa que nada está oculto.. igual tarde o temprano para bien o para mal la vida te regresa lo que sembraste.... o por lo menos eso es lo que he escuchado...

Kendappa dijo...

Me he quedado flipando colores, la verdad.

¿No lo denunciaron nunca? No lo digo por los concursos, pues aunque se pueda sospechar algo, no es del todo demostrable. Pero... ¿lo del dinero com puede ser que no lo desmatelaran? Sé de una muchacha a la que pillaron in fraganti en el viaje de fin de curso y su reputación quedó mancilladísima... (No sé cómo acabó el asunto porque lo intentaron tapar y algo consiguieron, aunque todo quisque se enteró de lo principal.)

Lo que está claro es que debía tener un gran carisma, o sinó no me lo explico. Muchos votaron a sabiendas de que algo nunca marcharía... otros no tuvieron personalidad alguna. (Ejemplo clarísimo: a ver, ¿la delegada que dimitió, para qué se presentó, entonces? No comprendo por qué lo dejó si de verdad le hacía ilusión y le habían votado justamente.)

Me quedo perpelja ante la espectativa de que, no saber que hay gente así, pues ya estoy hecha a la idea hace unos años, sinó que tenga éxito alguien como el sujeto que has nombrado.

Los supuestos desbancadores de los que has hablando tan sólo son un reflejo de aquello que les da tirria. Puede que un reflejo algo borroso, no del todo igual, pero al fin y al cabo, un reflejo.

Y esos se hacen llamar de Derecho, los veladores de la justicia. Si no mantienen un mínimo de justicia en su rutina, no quiero ni imaginarme qué pasará cuando los sobornen.

ana ryder dijo...

"En lo grande y en lo pequeño, siempre nos mostramos como somos". Sí.

pauli dijo...

Pero si esa persona que hasta se a quedado con dinero y que mal usa su cargo , y todos lo saben , o varias personas si dices que alguien te conto... porque no hacen algo? quejandose en un blog o entre amigos no se hace nada util, solo que siga ocurriendo, que los que vienen despues de él crean que pueden hacer lo mismo , porque el de antes tambien lo hacia... acaso no se puede hacer algo para destituirlo o por lo menos informar para que Todos sepan y se den cuenta por quien votaron ?

Anónimo dijo...

Ayer fue 2 de octubre, de esos dias que dios sabe por que quedan marcados en la memoria colectiva. No es como el día en que celebramos nuestra independencia no es un día alegre en lo absoluto. Un día de marchas y conmemoraciones en el que los méxicanos nos preguntamos si debemos estar orgullos de serlo, con todas las atrocidades que aquellos que estan en el poder cometen.
Justamente ayer nos daban discursos sobre la libertad de expresión y como los gobiernos dependen de nosostros, aunque con ese poder uno prefiere no decir nada, igual nos callarán de la unica manera en que saben, violentamente. Claro que ya son 40 años de ese terrible día pero cual es la difencia si es el mismop pais el mismo gobierno corrupto que nos maneja como le da su gana, que prefiere tenernos en las tinieblas de la ignorancia a salir de la luz de la libertad a quejarnos y a decir lo que pensamos.
Como aquel 2 de octubre de 1968 en que prefirieron matar inocentes antes de escucharnos, el mismo año que se iban a mostrar al mundo como un anfitrion y promotor del deporte sano y limpio, mancharon las calles de tlatelolco de sangre, no solo de estudiantes si no de gente que nisiquiera se estaba manifestando.
Hoy no ha cambiado mucho, ahora no es el gobierno quien nos explota y calla sino el crimen organizado, esas mafias que solo quieren nuestra vida y dinero, solo quieren que les demos el poder.
2 de octubre no se olvida!!!!

AnshiBast dijo...

Pocos en este mundo saben estar arriba del todo.. y pocos o casi ninguno :S

Hay gente corrupta y sin remordimientos a todos los niveles >.<

Un saludo!

Babieña dijo...

Me ha encantado tu entrada, creo que nunca he estado más de acuerdo contigo. Ya tocaba un 100%,jejeje.

A mí una cosa que me da mucha rabia es esa gente que critica la corrupción política,cuando ellos mismos no demuestran moral en su día a día. Pero ya se sabe: es más fácil ver la paja en el ojo ajeno que la viga en el propio; o, como digo yo, siempre hay tiempo para la crítica pero no para la autocrítica.

Y luego esa gente cuyo lema es "lo hace todo el mundo, no voy a ser yo el tonto que no lo haga."

Pero vamos que está claro el problema: el ser humano es egocéntrico por naturaleza y el sitema educativo y, en general la sociedad, refuerza esa característica humana en lugar de atenuarla.

¿Evolucionaremos algún día en ese sentido? Ejem, ejem

Rocy dijo...

Conozco a ese tipo de personas (por desgracia).

Tienen mucha carisma, y pueden ocurrir dos cosas, o desde un principio no le tragas, o te come la cabeza. y así va convenciendo a la gente. Son personas que saben como hablar y decir las palabras para conseguir lo que se proponen. Luego, si eres de los "comidos el coco" te das cuenta que hay cosas que no concuerdan, que te extraña, y es cuando te das cuenta de como es la persona con la que estás tratando.

Definitivamente, me dan asco.

Saludos.

Anónimo dijo...

Hace poco, en mi clase del IES votamos por el delegado, subdelegado y secretario.

Bien, yo voté por los que consideraba que podían ayudar más a la clase en el momento que lo necesitase.

E.n el recuento de votos salió de delegada una chica que yo considero que no lo hará mal. Pero el subdelegado... el típico graciosillo de las clases que no hace sino molestar, con varios avisos de parte.

Sin embargo, es gente que es "subdelegado" de nombre, porque no hace lo que debe de hacer.

Pruna dijo...

Esto que cuentas no me sorprende pero me daja muy triste, yo siempre tiendo a pensar que "el hombre es bueno por naturaleza" actos como éste me demuestran todo lo contrario.

Hay gente muy buena y honrada, pero pasan por la vida discretamente, los que se hacen oír, son los que quieren la gloria a toda costa, no luchan por el bien común, sino por el bien propio. Y no paran hasta que lo consiguen. Y por desgracia ese tipo de gente existe en todas las organizaciones, desde el presidente de una comunidad de vecinos, hasta en los jueces, pasando por los delegados de clase.

La gente válida a veces renuncia a tener responsabilidades porque se queman al ver este tipo de actitud.

Muy triste todo este asunto.

Saludos