Header

Irresponsable

El político que dice que el problema del cambio climático no es tan importante, quitando hierro al asunto, es un auténtico irresponsable. ¿Que los ecologistas han inflado algunos datos? Eso no cambia la realidad. Ni quita que sea un asunto de vital importancia.
Os pongo un caso: imaginad que hoy hay litros de sangre de más en los congeladores de los hospitales y alguno se va a tirar porque como sabéis, caduca. ¿Qué pasaría si saliese el Ministro de Sanidad diciendo que no hace falta que la gente siga donando, que tenemos exceso? Sería un auténtico irresponsable. A veces hay datos que se deben ocultar porque su verdad es mucho más peligrosa. Si bien nunca hay que mentir, no conviene dar algunos datos. No creo que sobre sangre en realidad, pero si un día ocurriese, produciría un efecto muy negativo el decir que no sigan donando.
En realidad no tenían mucha relación estos dos temas... los he atado con pinzas.
Otro que es un irresponsable es el Ministro de Justicia, el Pendejo, por eso de ser fiscal o juez sin opositar, solo con la nota de las universidades. Lo cierto es que en cada centro puntuan de una forma y para mayor peligro, a algunos etarras encarcelados les han regalado la carrera de derecho. Ahora sólo falta que les inflen las notas y tendremos de fiscal a Mujika y de juez, a de Juana Chaos. Me parece una preocupación bastante seria. Qué peligro con Bermejo...

5 comentarios:

Aulin dijo...

¡Qué facilidad y obsesión tenéis algunos con conectarlo todo con ETA y sus secuaces...!

Para empezar, esta reflexión del ministro de Justicia (no llega siquiera a propuesta, según De la Vega) se refiere a los mejores expedientes académicos o premios extraordinarios, no a cualquiera que se saque la licenciatura de Derecho. Y para obtener un Premio Extraordinario hace falta mucho trabajo, esfuerzo y dedicación; algo más de que "te inchen las notas". No menosprecies a quienes se esfuerzan para sacarse la carrera "cum laude", con muchos codos, constancia, estudios y publicaciones...

Por supuesto que cualquier jurista (licenciado en Derecho), sea cual sea su expediente académico, tiene derecho a concurrir en condiciones de igualdad a unas oposiciones para el acceso a la carrera judicial. Hay juristas muy buenos que, a lo mejor por motivos personales, familiares, médicos o de trabajo, no se sacaron la carrera con notas brillantes.

Pero esto no es óbice para que a aquellos que ya han demostrado a lo largo de la carrera que son buenos juristas (o aspiran a ello), se les reconozca este mérito y se les permita acceder a la carrera judicial sin pasar por unas oposiciones memorísticas a más no poder.

No será mejor juez quien sea más "empollón".

Y los premios extraordinarios son (o deberían ser) algo más que empollones.

Hombre con criterio dijo...

facilidad para conectar ninguna: hay etarras licenciados en derecho que jamás se han aprendido una mísera ley, y eso es gracias a ciertos profesores de la Universidad del País Vasco. Igual que les han puesto un aprobado, les pueden poner una Matrícula de Honor. ¿Qué se lo impide? Cuando demuestras poca ética para aprobar al que no lo merece sólo por ser un terrorista afín a tus ideas, no hay nada de raro en querer subirle todavía más las notas para convertirlo en fiscal o juez. Y me parecen unos puestos suficientemente importantes como para dárselos a ellos.
Dices que para obtener el Premio Extraordinario hace falta mucho esfuerzo, trabajo y dedicación, pero eso también lo necesito yo para aprobar en mi universidad y hay otras que por estar en la cárcel por delitos de sangre, algunos te aprueban directamente. Se rompe ese equilibrio entonces.

Además, hablamos de derecho: vale que la opisición premie al más empollón, ¿pero acaso no es lo que se premia también durante los 5 años de carrera? Totalmente cierto.

Nazaret dijo...

Mugika no va con G?

ana ryder dijo...

Solo puedo decir que la oposición está a la altura del gobierno. Y mi pregunta es ¿también a la de el conjunto de los españoles? Cada vez, me temo más que sí..

Anónimo dijo...

Pobre Rajoy, nunca le han enseñado que no es lo mismo climatología que metereología.